miércoles, 1 de febrero de 2017

Damien, Regan, Chuki, Jason, Annabelle, ...

Todos ellos, provocan una extraña desazón, imaginarlos hace que algo se te revuelva, un poco o un mucho. 
Fíjate que yo, adoro las películas de miedo. Tuve una temporada que me dormía viéndolas, las necesitaba para subsistir. 
Ahora ya, en la vida real, se presentan personajes de carne y hueso que te recuerdan a esos de la ficción, e incluso llegan a superarlos.


El año ha empezado regalándonos la cercanía de un ser así, y vivo en un sobresalto continuo. Creo que tendré que recurrir a algún remedio, casero o no, ... 

lunes, 23 de enero de 2017

Debo decir que...

Esto de la maternidad es con creces mucho más ameno, por decirlo con palabras dulces, de lo que nunca hubiera imaginado.
Sobran todos esas palabras y calificaciones moñas que ya conocemos todos, porque aburren, y para que engañarnos, no son originales ni hacen gracia, ni nah.
Yo tengo una hija, el monotiti, mono para abreviar, que no es una princesa, ni una dulce niña que halaga a sus papas a menudo. Solo de vez en cuando suelta un "te quiero más que a tu vida" o similar, o incluso, un "yo a ti más" cuando se lo dices tu a ella, pero poquito más así ... lo que si te dice son cosas como "tienes papaya" (osea papada), esa ropa que llevas es horrible, o que feo estás con ese corte de pelo... que se yo, cositas así, que te pillan de sorpresa un día cualquiera, y gracia lo que se dice gracia... pues no hacen eh?
Luego está el juego ese de ... te saco los jugos gástricos por las uñas y cuando ya no aguantas más voy y se los saco a la "figura paterna" hasta que tampoco aguanta más, y se convierte en un circulo vicioso de a ver donde acaba la pelota de ping-pong, en este caso el mono... y si, para que lo voy a negar LA QUIERO MÁS QUE A MI VIDA... 


domingo, 22 de enero de 2017

Que paso con 2016? Se lo comió el gato?

La verdad, es que no tengo palabras ni sé donde buscarlas, porque hoy se me ha ocurrido entrar a mi abandonadillo blog, para ver si había alguna novedad entre la gente que sigo y curiosear un poco sus publicaciones, y cual ha sido mi sorpresa al entrar y ver que tengo chiquicientas mil advertencias sobre todas las cosas futuras, pasadas y presentes que pueda publicar en mi blog. Todavía estaba asimilándolo cuando se me ha ocurrido mirar la fecha de mi última publicación... Diciembre... de 2015!!! ... ehhhhhhhhh??



Y de repente he pensado que le pasó a 2016?... Pues se ha debido de ir por ahí, sin pausa, porque prisa se ha dado un buen rato...
En fin, que no prometo nada, porque está muy feo decir cosas que no tienes la certeza de poder cumplir, o sea decir una trola, un pegote, una mentira... pero, trataré de que 2017 no se pase en blanco, por lo menos, que este post sirva de avanzadilla.... al ataquerrrrrr